Sin categoría

Anthony de Mello

ANTHONY DE MELLO
Anthony de Mello habla sobre los apegos que tenemos con las personas. El apego es el «aprecio o inclinación especial por algo o alguien». Para Mello una persona apegada es aquella que tiene miedo de perder aquello a que se apega para protegerse de la incertidumbre. Conocer la realidad nos hace hombres libres. Pero el miedo a perderlo nos hace responder con violencia y odio.
Mello piensa que para amar no puedes vivir apegado a lo que fue o a lo que será. Empiezas a amar cuando ese apego no exista.
El individuo tiene miedo por la programación social, lo que » produce miedo que engendra más miedo».
Metanoia.
El sufrimiento viene porque nos duele el pasado y vivimos esclavizados a nuestros problemas pero la vida nos va educando con la libertad. No hay que tener miedos ni metérselos a otra gente ni aplicar castigos. No introducir al otro exclavitudes.

Despertar es ser conscientes. Vivir el deseo sin miedos. El proceso de despertar es la metanoia y es lo que nos lleva a ser libres. Conocerse a uno mismo y liberarse de su historia.

El descubrimiento de la liberación se produce porque se disuelven los apegos.

Conclusión:
De acuerdo con Anthony de Mello creo que las personas vivimos apegadas, pero que hay apegos incapaces de romperse. Quizás eso signifique que nunca somos libres del todo, sí, pero hay en ocasiones sentimientos tan grandes de los que no eres incapaz de romper aunque te separes. No necesariamente tiene que ser el amor en pareja, puedes estar enamorado de tu familia, de tus amigos, de tu profesión, y eso también puede causarte apego.
Pero es importante no causar dependencia. Siempre va a doler cuando alguien a quien quieres de alguna manera o otra se va, pero tu estado de ánimo no puede depender de una persona ya que éste siempre estaría condicionado por los demás.

Sin categoría

Karl Marx

Karl Marx nace en Tréveris en 1818 en el seno de una familia judía. Su padre era cristiano por tanto hizo que bautizaran a Marc en el año 1824. Hizo estudios jurídicos en la universidad de Bonn pero también se interesó por la filosofía y el arte.
Marx destaca que «la carrera que hay que elegir es aquella que proporcione la mayor dignidad posible y nos ofrezca el más amplio campo para actuar en beneficio de la humanidad y que nos permita acercarnos a la perfección, meta general para alcanzar la cual todo lo demás son medios.»
Se interesó en el periodismo y tenía una filosofía idealista.
Influido por numerosos autores como Hegel, Bauer, Feuerbach o Ruge, estuvo muy preocupado por los problemas sociales del momento.
Decía que la filosofía era necesaria mundanizarla.
Criticó la censura y la lógica del egoísmo.
En París Marx empezó a introducirse en la economía, adoptando una postura comunista, quería la separación del Estado y la religión ya que pensaba que «es necesario que el estado quede libre de la religión para que el hombre sea libre». Criticando que «la religión es el opio del pueblo».
En cuanto a economía expuestos en los Manuscritos de París y sobretodo en su libro «El capital» donde hablaba de la alienación y la enajenación, defendiendo los derechos de los trabajadores y criticando sus situaciones y sobretodo la propiedad privada.
Empieza a construir un materialismo a partir de la crítica de las ideologías centrándose en las situaciones actuales y no en especulaciones.
Se unió a lo que él entendía por partido comunista como clase organizada tratando de conquistar la democracia.
En «El capital» critica la idea de la plusvalía ya que analiza el capitalismo como la separación entre trabajo y los medios de producción; entre la clase capitalista y la clase trabajadora. «La plusvalía es la diferencia entre el dinero desembolsado por el capitalista para adquirir medios de producción y el dinero obtenido al final de este proceso.»

Sin categoría

Teoría de la pirámide de Maslow

La pirámide de Maslow o jerarquía de las necesidades humanas es una teoría psicológica por Abraham Maslow que trata de una jerarquía de necesidades humanas representadas en una pirámide en la que en la base se sitúan las necesidades más básicas y en la parte superior los deseos más elevados.
Maslow asegura que conforme se satisfacen las necesidades más básicas de la pirámide los seres humanos van desarrollando deseos más elevados y que solo se satisfarán los deseos más elevados cuando se vayan cubriendo las necesidades inferiores.
En una sociedad en la que existen desigualdades todo el mundo tenderá a guiarse por la pirámide de Maslow, pero no todos habrán satisfecho las mismas necesidades. Pero creo que el que se dé la pirámide de Maslow es inevitable, ya que la sociedad tiende a satisfacer sus necesidades conforme a sus prioridades.
Es importante que la gente se sienta integrado dentro de una sociedad, que esté interesado en lo que ocurre en el mundo y en las opiniones de los demás, pero si estas personas no han cubierto necesidades como comer, tener una vivienda digna, etc. , es probable que no les interese tener los medios digitales para sentirse “integrado” en la sociedad.
Además, en mi opinión, los dispositivos digitales, y más concretamente, las redes sociales no son el modo de sentirse integrado en una sociedad ni de sentirte acompañado. Sí es verdad que gracias a las redes sociales compartimos información más rápidamente, debatimos, intercambiamos opiniones o nos relacionamos con otras personas, pero esta no es la única ni la mejor manera de hacerlo. De hecho, igual deberíamos dar más relevancia a que personas en riesgo de exclusión social debido a la pobreza tienen cubiertas sus necesidades más básicas, o que están acompañadas en ciertos momentos del día. Las relaciones humanas y el trato personal nunca podrán sustituir a las relaciones digitales.

Sin categoría

los millennials

Millennials
Los millennials, también conocida como generación del milenio es un grupo de personas nacidas entre 1981 y 1985, jóvenes entre 20 y 35 años que se hicieron adultos con el cambio de milenio en plena prosperidad económica antes de la crisis. Son la futura generación de consumidores y usuarios.
Las características de los millennials se basan en que dominan la tecnología y basan todo lo que hacen en ella. Complementan la realidad y lo virtual. Prefieren el internet a la televisión y hacen más uso de internet. Tienen un comportamiento “multitasking” es decir, hacen muchas cosas a la vez e incluso con distintos dispositivos. Por ello las empresas centrarán la publicidad o lo que quieran transmitir a los clientes de manera tecnológica. Casi todos ellos tienen algún dispositivo electrónico y casi la mitad de ellos asume que no puede vivir un día sin su teléfono móvil.
Gracias a los millennials las empresas están mejorando sus técnicas de captación de clientes a través de apps ya que mejora la experiencia de compra.
Son extremadamente sociales ya que prácticamente todos ellos tienen redes sociales las cuales son muy activas, por tanto, interactúan unos entre otros compartiendo opiniones y reflexiones. Consultan, comparten y comentan. Utilizan las redes sociales como medio para interactuar y se dejan llevar mucho por las opiniones de los demás. Eso también les hace críticos y exigentes a veces incluso llegando a tener un impacto negativo.
Valoran la participación y la colaboración y prefieren compartir a poseer. Insisten en la involucración de la gente. Quieren aportar sus ideas y sentirse parte de la marca.
En mi opinión la generación de los millennials es prácticamente inevitable ya que la sociedad de hoy en día está cada vez más en contacto con las nuevas tecnologías y tienen mayor necesidad de compartir sus experiencias en las redes sociales. Aunque las redes sociales vayan formando cada vez más parte de nuestra vida cotidiana, es importante no basar todo lo que hacemos en ellas y, más importante, no basar nuestras decisiones en las opiniones de los demás.

FILOSOFIA DEL TRABAJO SOCIAL

Emmanuel Lévinas

Emmanuel Lévinas fue un escritor y filósofo judío que vivió la época de la Primera y Segunda Guerra Mundial y la época Nazi siendo ejecutada casi toda su familia.

La filosofía de Lévinas se basa en la idea de la inclusión social y la responsabilidad del otro que las expone en “un puente de alteridad”.  Para Lévinas la exclusión se basa en la ignorancia del otro.   De ahí sacará la idea en “ensimismamiento” que se trata de una idea egoísta, que se basa únicamente en el yo y en el nosotros.  Huir de la responsabilidad que tengo hacia él hará que el otro se sienta derrotado.

El ensimismamiento nos hace ser egoístas, en no fijarnos en los demás, es excluir al prójimo “exclusión de lo que en el otro hay del otro”.  Existen muchas diferencias entre cada uno de ellos.

Lévinas defiende el socionarcisismo frente al narcisismo que lo tacha de criticable. El ensimismamiento lo presenta como un acto egoísta. Será necesario abrirnos a los demás y eso lo haremos mediante la mirada. La importancia de mirar y de escuchar al prójimo para Lévinas es crucial. Es ponerte de tú a tú. Como dice Imanol Zubero: “sólo es visible aquello que previamente reconocemos como digno de ser reconocido.” Cuando miras, miras lo de fuera pero sólo miras lo de dentro. Al mirar será la persona que miras la que te dirá quién eres.

La exclusión es no mirar, no mirar porque uno es distinto a nosotros, por su “fealdad”, por sus prejuicios. Exclusión es no ponerte cara a cara con el otro. Cuando alguien no se sienta “mirado” y se sienta “feo” estará siendo excluido socialmente. Cuando Lévinas habla del rostro se refiere a su expresión corporal.

Hay que saber escuchar, mirar a las personas  “mirarle y que me mire y mirarnos juntos”, porque solo así entenderemos las situación del otro. En mi opinión solo así podremos hacer que esa persona se sienta única y no se sienta excluida. Escuchar y mirar. Estar atentos a lo que nos cuentan los demás pero también saber mirarles de forma que podamos conocerles y no ignorarles. Y solo de esa manera podremos reencontrarlos e intentar acabar con el problema de los que se sienten socialmente excluidos.

FILOSOFIA DEL TRABAJO SOCIAL

La Purga

La purga se trata de una expulsión o eliminación por motivos políticos o ideológicos de funcionarios o miembros de una organización. Así como la expulsión de los miembros, considerados indeseables o sospechosos, de una sociedad, una empresa o un partido, especialmente la debida a causas políticas.

Es un acto de exterminio que ha tenido lugar en numerosas ocasiones durante la historia con diferentes ideologías políticas de carácter dictatorial que tiene nefastas consecuencias a nivel social.

No he encontrado ningún aspecto positivo que darle a la purga, pero tiene múltiples aspectos negativos ya que se trata de un acto de odio y discriminación.

El primero es que se trata de un acto de injusticia, ya que se condena a gente totalmente inocente e incluso en situación de vulnerabolidad y no permite que la sociedad pueda expresar distintas opiniones. Esto produce que la gente tenga miedo a que se tomen represalias negativas contra ellas.

La purga ha causado a lo largo de la historia catástrofes sociales como el exterminio judío y han sido actos discriminatorios por motivos racistas y xenófobos y en mi opinión es un acto inconsentible.
Otra de las purgas de la historia, que tuvo lugar en la Segunda Guerra Mundial fue la de Stalin, político soviético que se deshizo de todos sus contrincantes políticos que, evidentemente, tenían distintas ideologías políticas.

La purga ha vuelto a ponerse de actualidad debido a que el candidato a las elecciones presidenciales de Estados Unidos, Donald Trump, ha anunciado que un día al año implantará la purga hacia personas no blancas especialmente si son mexicanos, así cualquier ciudadano blanco podrá asesinar a otro ciudadano siempre que éste no sea blanco.

Parece que incluso el candidato Donald Trump ha sugerido hacer una purga con la excusa de mejorar la economía del país ya que culpa a los inmigrantes de deteriorarla.

Parece mentira que en los tiempos actuales se haya planteado implantar la purga y más en un país tan importante a nivel mundual como lo es Estados Unidos. ¿Realmente la solución que va a poner un candidato a la presidencia para inmigrantes o excluidos sociales es el exilio del país o incluso llegar a permitir su asesinato? Pero el problema no llega porque a alguien le surja esa ideología tan despreciable, el problema llega cuando ésta se empieza a alimentar de los ciudadanos que las apoyan.

¿Realmente una sociedad de una potencia tan importante va a dejar que se lleven acabo políticas tan radicales?

Término mi entrada con una cita: «Para que triunfe el mal, sólo es necesario que los hombres buenos no hagan nada» – Edmund Burke. Es necesario que este tipo de campañas sean reprimidas por la población para que nunca lleguen a ocurrir. Es necesario recordar que el derecho más importante es el de la vida y que no hay que discriminar a personas por el mero hecho de que sean distintas a ti.

Sin categoría

A TODOS NOS FALTA ALGUNA TECLA

Nadie es perfecto, ni podrá ser virtuoso en todas las facetas de su vida, pero somos distintos unos de otros, y mientras a unos se les dan bien unas cosas a otros se les dan mejor otras. De ahí la metáfora de las teclas de la máquina de escribir. «A todos nos falta alguna tecla», el truco está en complementarnos en vez de competir.

Conjuntamente podremos escribir muchas más palabras de las que consiga escribir cada uno con las letras que tiene.

El texto habla sobre limitaciones. Inevitablemente todos tenemos limitaciones en la vida, pero los límites te los pones tú mismo. Tú eres el que mejor te conoce y el que será mejor objeto de motivación. El «dejar de escribir» porque nos falten algunas teclas es sólo una excusa para tirar la toalla. Hay que saber cambiar unas palabras por otras y hacer de la máquina de escribir (aunque le falten algunas teclas) una máquina perfectamente útil y demandada.

Con la metáfora de la máquina de escribir hago referencia a los dones y a las virtudes. Todos tenemos dones que son destacables, pero no todos los potenciamos. Hay que saber aprovechar las virtudes tanto propias como ajenas, de esta forma nos complementaremos y seremos capaces de llegar mucho más lejos.

Sin categoría

Manuel Reyes Mate.

«La memoria es un paso obligado para llegar a la conciliación de sociedad que ha vivido conflictos, pero no es la solución.» dice Manuel Reyes Mate.

Sigue el método de Cohen que consiste según él en «colocar delante de cada actuación humana y delante de cada actuación mundana lo que significa humanidad.» Con esto, Reyes Mate quiere «lanzar un grito» para recordar a las víctimas. Hace hincapié en las víctimas por el genocidio judío a las que califica como las más excluidas. También da mucha importancia a la democracia, que es un factor crucial para la situación de los barrios más excluidos de la sociedad. Aunque la exclusión pudiera parecer un problema de política, no se trata de eso, sino un tema de espiritualidad.

Señala: «Lo que está en juego no es solo un problema de justicia, sino de sentido.» Para Reyes Mate no hay que confundir el sufrimiento con ser víctima. Aunque las víctimas sufren, no a todo aquel que sufre se le puede calificar como víctima. Enuncia que «la víctima por ser víctima ha dejado de ser hombre».

Destaca la importancia de la compasión y de ponerse en las situaciones de los demás. Afirma que es ahí donde el ser humano empieza a amar al ser humano. Para entender a los pobres hay que estudiar también a los ricos. La exclusión es algo que no cesa y que para que se dé debe continuar. «Para poder escribir verdades hay que salirse de la raya» hay que valorar desde todas las perspectivas.

Reyes Mate cree que debemos poner en el centro del sentido la razón de la memoria que es la clave para la justicia y reconciliación. «La respuesta a la desigualdad histórica, es decir, la causada por el hombre, no puede ser el igualitarismo sino la memoria.»

Como conclusión: Para que la sociedad evolucione es necesaria la memoria. Memoria hacia las víctimas que fueron excluidas para aprender de ellas y que no queden en el olvido.

Sin categoría

La Rosa Blanca.

La historia de Sophie Shall y más concretamente del grupo de «La Rosa Blanca» narra la historia de cómo un pequeño grupo cuya ideología política representaba a la inmensa minoría en su país tiene la enorme valentía no solo de oponerse al régimen Nazi, de leer lo que se llamaban «los libros prohibidos» y disponer de información que en ese momento estaba altamente prohibida, debido a la férrea censura que se había implantado en el país, sino además tener el valor de repartir propaganda anti-nazi con el riesgo que ello suponía y que les traería nefastas consecuencias en el futuro.
Con esta información el grupo de La Rosa Blanca pretendía concienciar e informar a la población de las atrocidades que el nazismo estaba trayendo consigo, ya que en ese momento debido a la censura que existía por la prohibición de muchas lecturas y de toda asociación sospechosa de estar contra el régimen, no se permitía comunicar sobre nada que pudiera contribuir negativamente en la perspectiva del Nazismo.  Por eso también son creadas las llamadas «Juventudes Hitlerianas» en las que los jóvenes únicamente se educaban con la ideología nazi y ello se llevaba a cabo para asegurar el apoyo al régimen nazi de los sectores más jóvenes de la población.
 El grupo de «La Rosa Blanca» destaca por su enorme valentía debido a la lucha por hacer propaganda de sus ideales intentando cambiar la forma de razonar de aquellos que apoyaban el Nazismo. La perseverancia del grupo que, a pesar de haber sido ejecutados dos de sus miembros, continuarían distribuyendo panfletos.
Muchos son los grupos y personas que gracias a actuar al contracorriente de la sociedad y defender unos valores y unos derechos humanos, han influido en la forma de pensar y de actuar de la mayoría de la población y gracias a los cuales ha disminuido la discriminación por diversas razones de, por ejemplo, sexo o raza. Gracias a las acciones de estos grupos y personas la sociedad va evolucionando y las ideologías cambian dejando atrás las atrocidades que se dieron en el pasado.
Es importante destacar la importancia de la educación en la sociedad actual y para las sociedades futuras ya que gracias a ésta, las ideologías de las personas son menos manipulables y estaremos en una sociedad con libertad de opinión. También es importante la libertad de expresión, que todo el mundo pueda expresar libremente sus opiniones sin el miedo a ser juzgado.
Paula Ituiño